Una persona registrándose como freelancer con su ordenador.

Qué es la identidad digital y cómo lograr que no te la robe ningún ciberdelincuente

Qué es la identidad digital, cuáles son sus características y cómo podemos protegerla ante los ciberdelincuentes.

5 min de lectura

Cada like, cada comentario o cada foto que publicas en internet, va dejando un rastro, que es la huella digital que forma tu personalidad en la red. Estas acciones que realizamos casi en piloto automático, van perfilando tu presencia online y lo que otros piensan de ti.

En esta guía en la que te explicamos qué es la identidad digital y cómo se forma, también te daremos consejos para que la preserves y la mantengas alejada de los malhechores cibernéticos. 

En qué consiste la identidad digital: definición

La identidad digital es la versión virtual de nuestra identidad física. Está formada por todos los datos que facilitamos en las redes sociales que usamos y las páginas que visitamos, además de nuestras compras, nuestras fotografías, etc.

También hay que puntualizar que esta identidad no es homogénea y cambia en función del lugar que consultemos (no es lo mismo tu perfil en LinkedIn que la información tuya visible en Twitter, por ejemplo).

¿Qué datos contiene una identidad digital?

Al igual que ocurre con la identidad física, la identidad digital contiene una serie de datos comunes:

  • El nombre de usuario y su contraseña.
  • Historial de búsquedas online.
  • Fecha de nacimiento.
  • Historial médico.
  • Historial de compras.
  • Actividad en redes sociales.
  • Correo electrónico y página web (en caso de que la tuvieses).

Todos estos datos son susceptibles de ser robados en la red por ciberdelincuentes que suplantan tu identidad para realizar sus fechorías online. 

Al ser el robo de identidad un problema creciente dentro del mundo digital, cada día se toman más medidas para la autenticación online de las identidades digitales de los usuarios, y de esta forma asegurar su seguridad en la red de los sectores públicos y privados.

La seguridad en N26

En N26, la seguridad es nuestra prioridad. Descubre una experiencia de banca 100% móvil
Seguridad en el banco
Ilustración que muestra un escudo verde como señal de seguridad y protección.

¿Cuáles son sus diferencias con la identidad real?

La principal diferencia es que muchos de esos rasgos no están alojados en ningún lugar (creencias, actividades, gustos, etc.). Por contra, una parte de nuestra identidad analógica puede encontrarse en el DNI:

  • Edad.
  • Dirección.
  • Nacionalidad.
  • Progenitores.

Toda la información sensible que en el mundo real solo sabríamos si esa persona nos lo cuenta, en internet está disponible para que cualquier hacker intente robarla.

¿Por qué debes proteger tu identidad digital?

Piensa que alguien pudiese entrar en tu casa con suma facilidad. Que se pudiera meter por la ventana o por la puerta trasera y así tener acceso a toda tu intimidad. Sería un escenario de vulnerabilidad extrema, ¿verdad?

Bueno, eso mismo ocurre con el mundo digital. La única diferencia es que en él no hay ventanas ni puertas, sino cuentas y plataformas online. Proteger tu identidad digital es proteger tus datos personales, el acceso a tu dinero, la entrada a tus redes sociales, etc.

Y no solo es importante para poner a salvo tu información personal, sino también para saber qué tipo de información circula en la red sobre ti. Imagina que te postulas a un puesto de trabajo y los reclutadores buscan tu nombre online y aparecen publicaciones y fotos que no quieres que vean…

Proteger tu identidad online hoy en día, en definitiva, es algo esencial si no quieres perder el control sobre ella.

¿Cómo proteger tu identidad digital a diario? 8 consejos que puedes implementar hoy mismo

En internet, todo cuidado es poco. Hay que tener en cuenta que compartimos una gigantesca red de datos con muchos otros usuarios. La mayoría son inofensivos, pero siempre hay un pequeño grupo de ladrones de identidad a los que tenemos que tener respeto.

Para que evites lamentos innecesarios, te dejamos 5 prácticas que puedes comenzar a implementar para salvaguardar tu identidad:

  1. Protege tu equipo: sólo entra en páginas cuya dirección comience por “https” y, si te abres una cuenta en una de ellas, usa contraseñas complejas que dificulten cualquier hipotético robo.
  2. Guarda discreción: no compartas información personal sensible online. Vigila que lo que comentes o los datos que envíes no te pongan en aprietos en caso de que te los roben. Revisa las opciones de seguridad online de cada una de las cuentas que tengas en internet.
  3. Piensa dos veces antes de hacer clic: correos, mensajes, ventanas emergentes… A menos que tengas plena confianza, desconfía de cualquier elemento que te pida hacer un clic y del que no tengas ninguna referencia previa (especialmente en la descarga de archivos).
  4. Mantén la seguridad en tus contraseñas: para estar en internet, necesitas contraseñas sólidas. Idea combinaciones de letras, números y símbolos para hacer tu contraseña inexpugnable. 
  5. Denuncia siempre que tengas sospechas: cuando desconfíes de algún proceso o petición de datos, repórtalo a la organización competente. Así ayudas a mejorar los sistemas de seguridad online y a combatir la ciberdelincuencia.
  6. Evita las redes wifi públicas: las conexiones que se ofrecen en las estaciones de transporte, en las cafeterías o en las salas de eventos no suelen ofrecer cifrado WPA o WEP, algo que conlleva que tengan un menor nivel de seguridad. Intenta evitar este tipo de conexiones.
  7. Actualiza el software de tu equipo: independientemente de que uses Windows o Mac, es recomendable que actualices el sistema operativo de tu ordenador con regularidad. Es importante porque en cada nueva actualización se suele incluir un refuerzo de seguridad.
  8. Busca tu nombre en internet con regularidad: esta es una buena manera de tener constancia periódicamente de qué aparece en los buscadores sobre ti. Mientras encuentres datos que no te importa compartir, estará bien. En caso de que no, deberás ponerte manos a la obra para restringir ese acceso o borrar la información.
  9. Incluye verificación en dos pasos: especialmente efectivo para evitar que te roben el acceso a una aplicación en la que haya datos sensibles tuyos. En general casi todos los servicios online la ofrecen, así que actívala.

La cuenta bancaria que te ayuda a controlar mejor tu dinero

Gasta y ahorra a tu manera con una cuenta bancaria que se adapta a ti. Descubre una forma fácil y segura de gestionar tu dinero directamente desde tu smartphone.
Conseguir cuenta Smart (pestaña nueva)
Smart Hero (ALL EU) Text/Media Intro.

La seguridad de tu cuenta con N26

En N26 te ayudamos a que tu dinero esté seguro poniendo en práctica diferentes métodos, como detectar automáticamente si la  contraseña o código PIN de tu cuenta no son lo suficientemente seguros. Por eso, si eliges uno que no cumple con las medidas de seguridad, nuestra app te pedirá que introduzcas uno nuevo. 

Además, también puedes personalizar tu contraseña y tu PIN, y restablecerlos cuando quieras sin salir de la app. Gracias a esto, aunque las olvides, siempre podrás cambiarlas.

Únete a la revolución digital y enamórate de tu banco. Consulta en nuestra guía más recomendaciones sobre la seguridad en N26.

Artículos que coinciden con la temática

Por N26

Enamórate de tu banco

Artículos relacionados

Puede que estos artículos también te interesen

Lo que N26 hace (y no hace) al ponerse en contacto contigo

Los estafadores y timadores pueden hacerse pasar por representantes de N26 para robar datos de los clientes. Te contamos cómo N26 se pone en contacto contigo para que sepas detectar estafas.

Una mujer hace yoga en el bosque.

Mejores propósitos de año nuevo de seguridad financiera para un 2023 más seguro

Hay propósitos de Año Nuevo sencillos y eficaces que pueden proteger tu dinero y tus datos en 2023 y más allá. Descubre los consejos que te ayudarán a mejorar tus hábitos de seguridad financiera.

Anastasia Kotovskaia, Dra. en Derecho.

Ciberseguridad y resiliencia operativa: retos para el sector financiero

La Dra. Anastasia Kotovskaia, experta en finanzas, analiza el papel de la seguridad informática corporativa, la amenaza constante de la ciberdelincuencia y los desafíos actuales en el sector.