¿Qué es el código IBAN?

El número IBAN es el código de identificación internacional de una cuenta bancaria (acrónimo de International Bank Account Number) y sirve para hacer pagos rápidos y seguros a nivel nacional e internacional. Está asociado a una única cuenta y ofrece un sistema de protección que comprueba los datos de la cuenta antes de transferir fondos entre bancos internacionales. El IBAN contiene un máximo de 34 letras y números, que dan información sobre la cuenta para verificarla durante una transacción.

¿Por qué se creó el número IBAN?

El sistema IBAN se diseñó para simplificar las transferencias de fondos al extranjero, aunque en algunos países también se utiliza para las transferencias nacionales. Aparte del número de cuenta y el código de clasificación, el número IBAN incluye información sobre el banco concreto del titular de la cuenta, el país en el que se encuentra ese banco y otros datos de la cuenta. Este nivel añadido de seguridad cifrada reduce el número de errores que se producen en las transacciones, los pagos rechazados y los retrasos en las transferencias transfronterizas. El IBAN solo se puede usar para enviar o recibir fondos, no para otras operaciones bancarias como retiradas de efectivo.

¿Cómo funciona un número IBAN?

Cuando se hace una transacción transfronteriza, los caracteres que componen el número IBAN pasan por el sistema de pagos del banco. El sistema verifica los números y letras del código IBAN en su base de datos para confirmar la cuenta del remitente y la del destinatario. Se utilizan algoritmos especiales para analizar la información presente en el número IBAN y comprobar los datos de la cuenta. Si es válido, se procesará el pago.

Los caracteres del IBAN

Todos los caracteres de un número IBAN comparten información específica con los bancos. El IBAN comienza con un código de país de dos letras, como «ES» en el caso de España y «DE» en el de Alemania. Los dos siguientes son los dígitos de control, que actúan como factores de seguridad específicos del banco. Los números restantes son los datos bancarios nacionales, también conocidos como Código de Cuenta Cliente (CCC). La información del CCC suele incluir un código bancario y la referencia de la sucursal, además del número de cuenta, aunque los formatos pueden variar según el país.

¿Quién utiliza el sistema IBAN?

Aunque el número IBAN se diseñó inicialmente para los pagos entre bancos de la zona euro, hoy en día se utiliza en más de 70 países de todo el mundo. En lugares como Canadá o los Estados Unidos no se ha adoptado el sistema IBAN y no es necesario para transferir fondos a esos países. Sin embargo, sí que lo es para efectuar transacciones internacionales a los países que han adoptado el sistema IBAN.

mapa del mundo hecho con monedas locales.

¿Dónde puedo consultar mi número IBAN?

En algunos países, el IBAN aparece directamente en las tarjetas bancarias, pero no siempre es el caso. Si quieres saber el IBAN de tu número de cuenta, ponte en contacto con tu banco para solicitarlo: si estás en un país que ha adoptado el sistema, no tendrá problema en facilitártelo. Es posible que también puedas encontrar tu número IBAN en la parte superior de los extractos bancarios o en la app o portal web de tu banco. En el caso de N26, puedes acceder a tu IBAN directamente desde la app.

¿Cómo saber cuál es mi IBAN en N26?

¿Cómo se usa un generador de números IBAN?

También puedes calcular tu IBAN utilizando una calculadora de IBAN online. Como el sistema IBAN es un esquema de cifrado aceptado internacionalmente, la herramienta de cálculo es capaz de generarlo a partir de la configuración preestablecida del sistema y de tu país. Solo tienes que introducir el código del país, el código de clasificación y el número de cuenta. También puedes verificar si el IBAN que te ha facilitado el destinatario está activo mediante un comprobador de números IBAN.

¿Es seguro tener un número IBAN?

Los legisladores financieros de la zona euro consideran seguro el uso del IBAN para transferir fondos, de modo que se emplea habitualmente para hacer pagos transfronterizos. La principal ventaja de seguridad es que, aunque otros usuarios puedan hacer transferencias a tu cuenta con tu IBAN, no pueden retirar dinero ni transferir fondos de tu cuenta. Por lo tanto, no peligra la seguridad de tu dinero.

Diferencias entre IBAN, SWIFT y BIC

Al hacer una transferencia internacional, es posible que te pidan el IBAN, el SWIFT o el BIC. El SWIFT y BIC sirven para identificar el país, el banco y la sucursal concretos en los que está la cuenta del beneficiario, y tienen un máximo de 11 caracteres. El IBAN permite conocer los datos específicos de la cuenta a la que se envía el dinero, el banco y la sucursal.

Estos son los acrónimos para operar en la UE y hacer transferencias.

Principales acrónimos bancarios en la UE
Una lista de acrónimos bancarios.

Transferencias bancarias internacionales

Al reducir el número de errores en las transferencias internacionales, utilizar el IBAN te ayuda a evitar ciertas comisiones que, de otro modo, tendrías que pagar a tu banco por la anulación de un pago incorrecto. También acelera la recepción de transferencias. Transferir fondos al extranjero a veces es caro y lleva tiempo. ¿Quieres enviar y recibir dinero del extranjero sin complicaciones? Echa un vistazo a nuestros consejos sobre las mejores formas de enviar dinero online al extranjero.

N26 y las tranferencias SEPA internacionales

Todas las cuentas de N26 permiten efectuar transacciones dentro de la Zona Única de Pagos en Euros, o SEPA (por sus siglas en inglés). Al utilizar el IBAN para transferir dinero entre cuentas, gracias a la transferencia de crédito SEPA el pago se tramita en solo un día bancario. Aunque debido a los horarios de los bancos involucrados, 1 día bancario puede equivaler a 2 días laborables.

¿Te urge enviar una transferencia? Si tu cuenta y la del destinatario están registradas en la modalidad de Transferencia de crédito inmediata SEPA, se completará en 10 segundos tras la confirmación, así que podrás hacer transferencias internacionales al instante en un par de clics. Infórmate sobre las transferencias SEPA con N26.

Abre una cuenta en N26 en solo unos minutos y empieza a hacer pagos internacionales entre cuentas de forma rápida y segura con la Transferencia de crédito SEPA y la Transferencia de crédito inmediata SEPA.

Encuentra el plan perfecto para ti

N26 Standard

La cuenta bancaria sin comisiones

Tarjeta virtual N26.
Tarjeta virtual
0,00 €
/mes
  • Tarjeta virtual de débito
  • Pagos sin comisiones
  • IBAN español
  • Protección de depósitos
Popular

N26 Smart

La cuenta premium que te ayuda a controlar mejor tu dinero

Tarjeta N26 You, Rhubarb.
4,90 €
/mes
  • Tarjeta virtual de débito
  • Hasta 10 subcuentas
  • Subcuentas compartidas
  • Redondeo

N26 You

La cuenta premium para el día a día y tus viajes al extranjero

Tarjeta N26 You, Petrol.
9,90 €
/mes
  • Retiradas en moneda extranjera sin comisión
  • Seguro de viaje
  • Cobertura médica
  • Seguro de deportes de invierno

N26 Metal

La cuenta premium con una Mastercard metálica y ventajas exclusivas

N26 Metal - Negro Carbón.
16,90 €
/mes
  • Tarjeta metálica de 18 gr
  • 8 retiradas gratuitas en la zona euro
  • Seguro de móvil
  • Seguro de alquiler de coche

Todos los números IBAN de N26 empiezan por DE (Alemania), IT (Italia) o ES (España), seguidos de dos dígitos de control y nuestro código bancario (10011001). Terminan con el número de cuenta, que tiene 10 dígitos.

Además de poder hacer transferencias SEPA de forma rápida y segura, puedes enviar dinero al extranjero en más de 30 divisas y con los tipos de cambio reales del mercado gracias a nuestra asociación con Wise.

El IBAN, que no debe confundirse con el número de cuenta o el código de clasificación, es un conjunto de caracteres que se asigna a una cuenta bancaria para efectuar transacciones nacionales e internacionales. El IBAN, creado para simplificar el envío y la recepción de fondos a nivel internacional, proporciona información para verificar el número de cuenta, el país de origen del banco y demás datos de la cuenta. Este código se comprueba en el registro de números IBAN al enviar un pago para confirmar que el destinatario es correcto. El sistema IBAN ya se utiliza en más de 70 países de todo el mundo.

El IBAN, que puede tener hasta 34 caracteres, es una combinación de letras y números. Comienza con un código de país de dos caracteres, dos dígitos de control del banco y un Código de Cuenta Cliente (CCC), que contiene datos específicos del banco y la cuenta. El formato del IBAN puede ser algo diferente de un país a otro, aunque todas las variaciones se ajustan al sistema de codificación. La parte del CCC de un IBAN suele incluir el código bancario específico y la referencia de la sucursal.

Si se introduce un número IBAN incorrecto y no existe una cuenta asociada a él, se rechazará la transacción. Sin embargo, si se introduce un IBAN que sí está asociado a una cuenta de ese banco, aunque el nombre del destinatario sea incorrecto, es muy probable que la transferencia se curse y no se pueda anular sin consentimiento del beneficiario. Si crees que te has equivocado al introducir un IBAN, ponte en contacto con tu banco para que pueda ayudarte.

El sistema IBAN cuenta con algoritmos especializados que tienen una precisión única y se diseñó para ayudar a detectar errores mediante la comprobación del IBAN y la información del titular de la cuenta. Los datos se revisan en la base de datos internacional para practicar controles estructurales y de formato con el fin de reducir al mínimo el número de errores en las transacciones. Este sistema se acordó con las instituciones bancarias multinacionales y los legisladores financieros para garantizar cierta uniformidad y la aplicación de los procesos de verificación pertinentes. Los números IBAN solo pueden utilizarse para enviar o recibir dinero entre cuentas, no para retirar dinero ni transferir la titularidad de una cuenta.

El código SWIFT se utiliza para determinar el banco concreto con el que se hacen las transacciones y el IBAN determina la cuenta bancaria concreta de los pagos. El código SWIFT es un formato estandarizado de códigos de identificación bancaria (BIC) que utilizan los bancos al remitir transferencias de fondos entre sí y que permite compartir información a través de una red segura y regulada.

Lo más probable es que puedas encontrar tu número IBAN directamente en tu tarjeta bancaria. De no ser así, echa un vistazo a tus extractos bancarios o a la app móvil de tu banco para consultarlo. Recuerda que siempre tienes la opción de ponerte en contacto con tu banco para que te lo faciliten. Los clientes de N26 que quieran saber cómo y donde encontrar su IBAN pueden hacerlo leyendo este artículo.

Si bien el sistema IBAN se desarrolló originalmente para agilizar los pagos en la UE, ahora ha sido adoptado por muchos otros países y regiones, incluidos el Caribe y Oriente Medio. En mayo de 2020, 77 países ofrecían IBAN. Puede encontrar una lista completa de todos los países que utilizan el sistema aquí.

Artículos relacionados

Símbolo del euro.

Cómo abrir una cuenta bancaria

Estamos aquí para desmitificar la banca tradicional. Lee nuestra guía para aprender un poco más sobre los conceptos básicos bancarios.

La bandera de la UE pero las estrellas son símbolos del euro.

Las leyes bancarias en la UE

Échale un vistazo a la regulación europea que protege tu cuenta bancaria.

Una lista de acrónimos bancarios.

La guía de acrónimos para operar en la UE

¿Alguna vez te has preguntando qué significan todas las siglas bancarias? Todas las respuestas, aquí mismo.